Vino a verme un padre de un jugador de 13 años. Dice que su hijo quiere abandonar el equipo porque no tiene buena conexión con su entrenador. Se pone muy nervioso con su forma de ser y no le apetece seguir así toda una temporada. Es complicado tener una buena relación con todos y a veces no lo detectamos pero está claro que siempre tenemos más sintonía con unos que con otros. Los niños lo