Miroslav Josef Klose nació en Opole, una ciudad del sur de Polonia, a orillas del río Oder donde viven muchos alemanes y polacos de ascendencia alemana, el 9 de junio de 1978. Su madre Barbara fue miembro de la selección polaca de balonmano con 82 encuentros internacionales y su padre, jugador de fútbol profesional aunque no destacó mucho.  Su familia se mudó primero a Francia y en 1987, a Alemania, cuando él tenía 11 años.